"No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es como ser incesantemente niños".

» Cicerón (106 AC-43 AC), escritor, orador y político romano.

viernes, 9 de mayo de 2014

9 de mayo: EL DÍA DE LA UNIÓN EUROPEA

                El día en que empezó todo

con sus banderas
      Tal día como hoy, hace ya 64 años, el entonces Ministro francés de Asuntos Exteriores, Robert Schuman, lanzo una mítica declaración al mundo que supondría la primera piedra de la construcción europea.

     Un pequeño empujón, el primer paso en un proyecto de unión fraternal entre los antaño belicosos pueblos europeos que germinaría en una política del "paso a paso", de las pequeñas concesiones soberanas de los Estados, culminando en la Unión Europea que hoy conocemos y que reúne a 28 Estados y a más de 500 millones de personas que hablan más de 80 lenguas distintas.


      Un proceso de unión e integración que continúa estrechando lazos entre las personas y los pueblos de una Comunidad que llegó a alzarse en 2012 con el Premio Nobel de la Paz por más de seis décadas de contribución al "progreso de la paz y la reconciliación, la democracia y los derechos humanos".

La Declaración

Robert Schuman,  padre fundador de la UE
      Fue a las 6 de la tarde en el Salón del Reloj del Quai d'Orsay, el Ministerio de Asuntos Exteriores Francés, cuando y donde Robert Schuman afirmó: "Europa no se hará de golpe ni en una construcción de conjunto: se hará mediante realizaciones concretas, creando primero una solidaridad de hecho".

       Su concreta propuesta al propósito de establecer —siguiendo sus palabras— "los primeros cimientos de una federación europea indispensable para el mantenimiento de la paz", fue la puesta en común de la producción franco-alemana del carbón y el acero bajo una alta autoridad común en una Organización Internacional democrática y abierta a la participación de los demás países de Europa. Una propuesta de unión de un sector estratégico para la guerra entre dos prístinos y enconados enemigos, propuesta que refleja a la perfección el ideario de integración y democracia consustancial a la Unión Europea. Como él mismo propugnó, "que la oposición secular entre Francia y Alemania quede superada". "La solidaridad de producción que así se cree pondrá de manifiesto que cualquier guerra entre Francia y Alemania no sólo resulta impensable, sino materialmente imposible".

      Una simple Declaración de intenciones que no tardaría en encontrar respuesta afirmativa por parte de la República Federal Alemana, Italia, Bélgica, Luxemburgo y los Países Bajos, cristalizando en el nacimiento de la Comunidad Europea del Carbón y el Acero (CECA), naciendo así la "Europa de los seis", veradero germen de la Unión Europa; y haciendo merecedor a un día, el 9 de mayo, de convertirse en el día de la Unión Europea —oficialmente desde 1986—.



FUENTES:
*MARTIN DE LA GUARDIA, Ricardo M. y PEREZ SANCHEZ, Guillermo A. (coord.): Historia de la integración europea, Barcelona, Ariel Estudios Europeos, 2001.
*ARCOS VARGAS, Marycruz "et al", ALCAIDE FÉRNANDEZ-CASADO RAIGÓN (coord.); Curso de Derecho de la Unión Europea, Madrid, Tecnos, 201.


ENLACES DE INTERÉS:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada